lunes, 5 de julio de 2010

Daydream delusion, limousine eyelash...


Daydream delusion, limousine eyelash / Oh baby with your pretty face / Drop a tear in my wineglass / Look at those big eyes / See what you mean to me / Sweet-cakes and milkshakes / I’m a delusion angel / I’m a fantasy parade / I want you to know what I think / Don’t want you to guess anymore / You have no idea where I came from / We have no idea where we’re going / Lodged in life / Like branches in a river / Flowing downstream / Caught in the current / I carry you / You’ll carry me / That’s how it could be / Don’t you know me? / Don’t you know me by now?

- poema callejero en Before Sunrise.

7 comentarios:

Nausica dijo...

En la secuela, esta escena me encanta :http://www.youtube.com/watch?v=obuV1KrvEYo

Richo dijo...

Si, ya se... Pero yo sigo enamorado de la primer película y de la primer Celine.

Nausica dijo...

Supongo que en la primera sueñan, y en la segunda simplemente despiertan de ese sueño.
Apelo a Cortázar para esta parte: "...En el fondo París es una gran metáfora..."
Y "Paris" en Antes del atardecer deslumbra

Richo dijo...

A mediados de 2005, cuando por primera vez conocí a Celine, me enamoré de la chica aventurera y soñadora, capaz de bajarse del tren con un desconocido. No de la mujer que es ahora, resignada a un amor que no la completa.

Y yo sigo siendo sólo un niño, imaginandome la vida de adulto ¿dónde está mi Celine?

Martu dijo...

"Si de verdad existe alguna clase de Dios, no debe estar en ninguno de nosotros, ni en ti, ni en mi, pero quizas en un pequeño hueco entre nosotros. Si existe alguna magia en este mundo debe de estar en el intento de comprender a alguien al compartir algo. Lo se, es casi imposible lograrlo, pero.. ¿Que importa eso? en el intento debe de estar la respuesta".

Me quedo con la primera, también.

Sebas dijo...

Celine...bellísima!
Cada vez que la engancho siempre descubro cosas nuevas. No podría decidirme por una escena en particular. Actoralmente se zarpa la escena del taxi en la 2. La película es excelente porque en vez de mostrar, insinúa sin ser melosa. Cuando sabés tu momento en el que se termina todo, vivís a pleno. También se muestra que el amor está de alguna manera relacionado con lo profundo pero también con lo ridículo (como camina Jesse o el jueguito del fono) y que cuando hay conexión los besos y el sexo pasan a segundo plano. Bueno...me voy porque sino me quedo hablando por horas de esto. Abrazo! Pigmalión for ever!!!

Sr X dijo...

http://estoypirando.blogspot.com/